top of page

El trágico 1994


Por Edgar Pérez H.



En los últimos años se han vivido alegrías al tope con los Pericos de Puebla, sin embargo, también se han vivido etapas muy complicadas y trágicas. El año de 1994 fue un año complicado en varios aspectos, a nivel nacional estalló el conflicto en Chiapas, se dió el magnicidio de Luis Donaldo Colosio, la devaluación del peso y en el aspecto deportivo, fue el año en que falleció Ayrton Senna, entre otras muchas cosas que sucedieron. Para Pericos de Puebla significó su peor campaña de toda su historia, terminó con foja de 33-96. El equipo empezó siendo dirigido por Bernardo Calvo y, se tenía el compromiso de llegar a la postemporada después de que en 1993 se peleó un buen rato posiciones de playoff. La novena verde tuvo juegos de pretemporada contra la selección cubana, el equipo se reforzó con peloteros cómo Héctor Villanueva, Edwin Alicea, Jim Wilson, entre otros. Pero hubo otra contratación que también fue "bomba", la cual fue del lanzador norteamericano, ex Bravo de Atlanta, Marty Clary. Vamos a centrar este relato en este pitcher, porque el antes y después de su paso por el equipo, marcó el rumbo del equipo.


Desde su llegada a México no pintó nada bien, llegando al aeropuerto, el serpentinero tuvo que esperar más de dos horas para que la gente del Club llegara por él, debido a que, en el camino hacia el aeropuerto, una patrulla sin placas, detuvo la unidad que iba por el jugador, y los despojaron de sus pertenencias, cosas que pasaban o pasan en México. Clary abrió el juego de exhibición ante Cuba y le tocó abrir el inaugural ante Él Águila. En su paso con Pericos estuvo en el Top 3 de las mejores efectividades de pitcheo de toda la Liga. El equipo no marchaba cómo se esperaba, de la base mexicana, gente como Héctor Estrada e Ignacio Vargas, actuales coaches de Pericos, daban la cara con el equipo, con los extranjeros, además de Clary, Héctor Villanueva y Don August también ponían de su parte, el equipo no ocupaba la posición deseada, pero se mantenía en la pelea. La directiva en el afán de dar un cambio de chip interno hizo un ajuste, colocó a Moi Camacho como manager, Camacho era el Director Deportivo y Bernardo Calvo que, era el manager, se volvió Director Deportivo. La tragedia llegó al equipo el 5 de mayo, cuando el hijo del lanzador Marty Clary tuvo un fatal accidente en el que falleció. Webston Clary, de apenas un poco más de un año de edad, en un descuido se subió a una silla y asomarse por la ventana cayó desde el tercer piso de un edificio de la colonia Prados Agua Azul. La familia de Clary tenía un mes de haber llegado a Puebla. Tras este suceso, Clary dejó al equipo para regresar a Estados Unidos, dejó marca de 3-2 con 1.74 de efectividad. El ambiente y ánimo en el equipo se vino para abajo, sí de por sí, ya era una campaña complicada, este fue un golpe anímico sin precedentes.


A pesar de los esfuerzos de la directiva, todo movimiento fue estéril y no lograron levantar al equipo. Está situación provocó algo también inaudito, la Directiva tiró la toalla y desmanteló al equipo para jugársela solo con novatos, fueron pocos los jugadores mexicanos que salvaron el corte, gente como Leo Valenzuela y Francisco Cervera fueron parte de las bajas, en materia de extranjeros todos quedaron fuera, el único que se salvaba de la quema era el ex de los Cachorros, Héctor Villanueva, el pelotero boricua fue negociado a los Tigres Capitalinos, "El Porky" Villanueva terminó siendo líder de cuadrangulares de la Liga Mexicana en ese 1994. Solo un extranjero se quedó con el equipo, el cual fue el cubano Alexis Cabreja. Otra medida drástica en esa temporada fue que Moi Camacho se quedó sin coaches, solo él, se quedó dirigiendo a los Pericos hasta el final de la temporada. En esa recta final de calendario, que fue casi al inicio de la segunda mitad del calendario, en tan solo la segunda vuelta, Pericos perdió casi 60 juegos, de hecho, en ese lapso se presentó la peor racha del club la registrar 14 descalabros de forma consecutiva, por cierto, en el descalabro número 13, el cual se jugó en el Nido Verde ante Monclova, se registró la peor asistencia en el Coloso de la Colonia Maravillas, solo 15 aficionados con boleto pagado. De Después de la salida de Clary el equipo no volvió a ser el mismo, además de que los extranjeros que llegaron no dieron el ancho, el sustituto de Clary, por ejemplo, Don Stanford, fue parte de la limpia que se hizo el 17 de junio. Sin duda alguna está ha sido la página más obscura del Club. Para 1995 el equipo, bajo la conducción de Francisco " Paquin" Estrada, peleó boleto de postemporada, pero no le alcanzó. Cosas deportivas positivas en ese 1994, si acaso resaltar la salida de Gerardo Saldaña de diez entradas ante Campeche, la campaña de Héctor Villanueva, y el récord en ese momento de tres jonrones espalda con espalda de Jhon Jensen, Francisco Cervera y Gerardo Cantú. Los noventas fueron años complicados para la novena verde, situación que, orilló a los propietarios de aquel entonces, vender la franquicia, tras tres años sin los resultados esperados, además de otras situaciones peculiares que se fueron dando, pero eso se los platico en otra entrega, estamos en contacto.


148 visualizaciones0 comentarios

Comments


bottom of page